#ODSéate y reduce la desigualdad con Acción Social por la Música

odséate reducción desigualdad acción social música
Décimo Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS)

Desde Acción Social por la Música celebramos el cuarto aniversario de la adhesión de España a la Agenda 2030 de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas y nos sumamos a la campaña #ODSéate del Alto Comisionado para la Agenda 2030 reiterando nuestro firme compromiso con “reducir la desigualdad en y entre los países”, el décimo de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS).

Las desigualdades basadas en los ingresos, el género, la edad, la discapacidad, la orientación sexual, la raza, la clase, el origen étnico, la religión y la oportunidad siguen persistiendo en todo el mundo, dentro de los países y entre ellos. Las desigualdades amenazan el desarrollo social y económico a largo plazo, afectan a la reducción de la pobreza y destruyen el sentimiento de plenitud y valía de las personas.

No podemos lograr el desarrollo sostenible y hacer del planeta un mundo mejor para todos si hay personas a las que se priva de oportunidades, de servicios y de la posibilidad de una vida mejor.

Estos son algunos de los datos que destaca la ONU y en los que incidimos directamente para su erradicación:

  • La evidencia de los países en desarrollo muestra que los niños en el 20 por ciento más pobre de la población tienen hasta tres veces más probabilidades de morir antes de cumplir cinco años que los niños en los quintiles más ricos.
  • La protección social se ha extendido significativamente en todo el mundo. Sin embargo, las personas con discapacidad tienen hasta cinco veces más probabilidades de enfrentarse a gastos de salud calificados de catastróficos.
  • Hasta el 30% de la desigualdad de ingresos se debe a la desigualdad dentro de los propios hogares, incluso entre mujeres y hombres. Además, las mujeres tienen más probabilidades que los hombres de vivir por debajo del 50% del ingreso medio.

La ONU advierte de que la reducción de la desigualdad exige un cambio transformador. Y por eso nuestra música es mucho más que música: es música que transforma.

¿Cómo lo hacemos?

odséate reducción desigualdad acción social música

Nuestra brújula es nuestra misión: “integrar a niños y jóvenes, sus familias y sus comunidades, utilizando la música y las artes como herramienta de transformación social, con la finalidad última de propiciar cambios estructurales que contribuyan a la erradicación de la pobreza y la igualdad de oportunidades“. En este sentido;

  • Nuestras agrupaciones musicales son espacios de cooperación, pertenencia, respeto y reconocimiento. En ellos, cada uno de los participantes desarrolla competencias como la creatividad, el poder del carácter, la motivación, la perseverancia, la resiliencia y la capacidad de colaborar con otros para enfrentarse con éxito a la adversidad. Estas capacidades propician el empoderamiento de cada niño y niña, facilitando su desarrollo pedagógico y futuro profesional, contribuyendo a romper círculos de pobreza y exclusión.
  • Nuestras actividades son gratuitas y para todas las edades: todas las familias tienen la oportunidad de formar parte de las orquestas. Gracias a la intergeneracionalidad, los niños y niñas se ayudan entre ellos creando vínculos de confianza y admiración. Los más veteranos son referentes, modelos a seguir y ejemplos de superación para los recién llegados. Son la demostración de que sí se puede.
  • Con nuestra capacidad de cubrir a niños y niñas de todas las edades, estamos alejándolos de la calle, de posibles entornos conflictivos, de esa situación de limbo del desempleo y del fracaso escolar.
  • En nuestras agrupaciones musicales conviven más de 14 nacionalidades diferentes. El respeto a las diversas culturas y costumbres es la norma natural ya que los niños crecen y se educan en ese ambiente diverso. Un respeto que promueven entre sus familiares y comunidades, contribuyendo a configurar una sociedad en la que todos y todas caben.
  • En la orquesta no existen los roles de género, existen los roles de música: todos somos activos, poderosos, importantes. Somos parte indispensable de algo más grande que nosotros mismos, que supera nuestro ego, que nos hace humildes. En la orquesta, las niñas pueden reproducir analógicamente ese sentimiento de pertenencia y autoestima a las demás esferas de su vida. Descubren que su voz es fuerte y debe sonar potente, en la medida justa para trabajar armónicamente con el grupo.
  • La igualdad de oportunidades supone la inclusión de la discapacidad. Nosotros lo hacemos a través del programa de educación especial Aula Social que llevamos a cabo de la mano con el Teatro Real. Mediante la voz, los instrumentos y la expresión corporal, niños y niñas desarrollan su autoestima y autonomía, disminuyendo los niveles de ansiedad, impulsividad y estrés.

De este modo, contribuimos a potenciar y promover la inclusión de todas las personas independientemente de su edad, sexo, discapacidad, raza, etnia, origen, religión o situación económica u otra condición.

¿Cómo puedo ayudar? #ODSéate

Si quieres sumar tu granito de arena a la lucha contra la pobreza en todas sus formas, #ODSéate y únete a nuestro proyecto. Puedes hacerte socio, apoyarnos con un donativo, la donación de un instrumento musical, regalarnos tu tiempo y formar parte de nuestro voluntariado o contagiarte de la energía de nuestras orquestas en nuestros conciertos y ensayos.

Más información sobre Acción Social por la Música y nuestra contribución para el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) aquí:

Todavía no hay comentarios.

Deja un comentario

Pin It on Pinterest

Share This