Nace la Red Música Social

Acción por la Música y otras siete entidades músico-sociales se unen para reducir las desigualdades en la infancia y juventud de la mano del Alto Comisionado contra la Pobreza Infantil

Logo Red Música Social
  • La Red Música Social aspira a integrar y articular el movimiento de transformación social a través de la música en España, por lo que pretende que entidades y proyectos se sumen a la Red.
  • Su objetivo es reivindicar el cumplimiento del derecho a la práctica musical colectiva de niños, niñas y jóvenes, como herramienta de justicia social que promueva, sensibilice social y políticamente y proporcione visibilidad y apoyo a los proyectos músico-sociales.

La Red Música Social, conformada por la Fundación Acción por la Música y otras siete entidades músico-sociales, cuenta con el apoyo del Alto Comisionado contra la Pobreza Infantil, dependiente de Presidencia del Gobierno, y nace gracias al impulso de ocho entidades del tercer sector músico social procedentes de Madrid, Barcelona, Bilbao, Vitoria y Zaragoza. La Red Música Social pretende integrar y articular el movimiento de transformación social a través de la música en España y aspira a proponer la práctica musical colectiva como herramienta eficaz para luchar contra la pobreza, la exclusión social y la vulnerabilidad en un país en el que uno de cada tres niños está en riesgo de pobreza o exclusión social, más de dos millones de niños y niñas viven bajo el umbral de la pobreza y casi 700.000 en pobreza severa

Se trata de un espacio abierto a nuevas incorporaciones en el que crecer conjuntamente. Por ello, invita a que se sumen todas aquellas entidades, iniciativas y proyectos que compartan el propósito de contribuir a la reducción de desigualdades y a la cohesión social, consiguiendo, de ese modo, su reconocimiento público y social como agentes de cambio y contribuyendo a su sostenibilidad.

Firma convenio Red Música Social
El Alto Comisionado contra la Pobreza Infantil, Ernesto Gasco; la Directora de la Oficina del alto comisionado, Carmen Gayo; la Presidenta de Acción por la Música, María Guerrero; y representantes de las entidades que forman la Red Música Social.

Aprendizaje musical colectivo: una innovadora respuesta educativa

La Red Música Social reivindica el poder de la cultura y el aprendizaje musical colectivo como herramienta de transformación social. Aprender música en grupo favorece cambios que tiene una especial incidencia en la infancia y juventud, momento donde configuramos nuestro ser: mejora la capacidad intelectual del menor y las habilidades de pensamiento lógico y abstracto, cultiva la disciplina, fomenta la creatividad y el trabajo en equipo. 

El estado de autorrealización que alcanza cada niño, niña y joven es como una semilla que germina, crece y produce cambios saludables en todo su entorno. Genera inclusión social, integración de la diversidad social y cultural y empoderamiento, que se traduce en una mejora de las aspiraciones sociales apoyadas en las propias capacidades. Aspectos que les permiten enfrentarse con éxito a la adversidad.

Acabar con la pobreza infantil con el objetivo de una prosperidad compartida

Dos de cada tres niñas y niños (2.365.000) están por debajo del umbral de la pobreza en España. La pobreza infantil funciona como un círculo que se hereda de padres a hijos y produce efectos para toda la vida por lo que forma parte de la responsabilidad de todos los agentes abordar los grandes retos globales. Más que nunca debemos entender que el futuro está en nuestras manos y sólo el trabajo en común hará de nuestra sociedad un lugar de prosperidad para todos y todas. 

Por ello, la Red Música Social se suma a la Agenda 2030 para proteger a los más vulnerables, acompañar a los jóvenes para que logren una vida independiente donde ellos sean los protagonistas de su propio futuro, crear oportunidades de desarrollo personal y profesional, garantizar un medio ambiente saludable en una sociedad pacífica donde todos y todas seamos protagonistas de este cambio.

La cultura: un elemento esencial de la vida humana

En el presente contexto de crisis sanitaria y social este esfuerzo tiene mayor relevancia todavía. La educación como palanca de cambio es indispensable para que la infancia y juventud tengan las mismas oportunidades de desarrollo. En un momento en que la escolaridad presencial se ve amenazada y las actividades supracurriculares suspendidas, esta red aspira a devolver al centro de los valores sociales la necesidad de una educación colectiva, integradora y generadora de transformación social.

La Red Música Social con la Agenda 2030

Entidades fundadoras de la Red Música Social

Madrid

Barcelona: 

Zaragoza: 

Vitoria:

Bibao:

Alto Comisionado contra la Pobreza Infantil 

Alto Comisionado contra la Pobreza Infantil

El Alto Comisionado contra la Pobreza Infantil nace por iniciativa del presidente del Gobierno para impulsar políticas y alianzas sociales que consigan que erradicar la pobreza infantil en nuestro país sea objetivo de Estado, consiguiendo una España que proporcione las mismas oportunidades de futuro a todos los niños y niñas sin importar las condiciones de su nacimiento.

Para alcanzar este objetivo, el Alto Comisionado trabaja en tres ejes: visibilización y creación de conocimiento sobre pobreza infantil, actuación sobre sus causas y consecuencias y articulación de políticas públicas centradas en los derechos de la infancia.

Acción por la Música gana el “Premio Emilio Castelar”

Premio Emilio Castelar Acción por la Música

La Asociación Progresistas de España reconoce nuestro “importante compromiso social con el progreso de la sociedad”.

Acción por la Música gana el Premio Emilio Castelar a la defensa de las libertades y el progreso” en la categoría de compromiso social. Un reconocimiento con el que la Asociación Progresistas de España distingue cada año el trabajo de personas, instituciones y entidades que por su compromiso y dedicación ayudan a la construcción de una sociedad mejor.

Un reconocimiento a la música como motor de cambio social

Acción por la Música premio Emilio Castelar

El jurado afirma que “sin lugar a dudas” la organización Acción por la Música “acredita un importante compromiso social con el progreso de la sociedad“. Además, destaca que el impacto social se lleve a cabo a través de acciones y programas “que hacen de la música el motor de desarrollo de una iniciativa que presenta los mejores valores de la humanidad: la solidaridad, la justicia social , la igualdad y la defensa de la cultura como herramienta fundamental en la construcción de las democracias”.

Desde la Fundación para la Acción Social por la Música recibimos el premio Emilio Castelar como “un reconocimiento al trabajo de un equipo docente excepcional, a los voluntarios que con su tiempo y cariño fortalecen este proyecto, al compromiso de unas familias que creen que sus hijos e hijas pueden cambiar el mundo y a una marea de jóvenes músicos decididos a hacerlo. Gracias por impulsarnos a seguir soñando y tocando“, afirma Myriam Estarrona, Coordinadora de Proyectos de la fundación. Dedicatoria a la que se suma la Directora y Fundadora de Acción por la Música, María Guerrero: “Mi gratitud infinita hoy es para nuestro equipo, los voluntarios y colaboradores que han hecho realidad los cambios humanos y sociales que hemos contribuido a generar. Y mi memoria está con el Maestro José Antonio Abreu, que inspira nuestro camino: seguiremos tocando, cantando y luchando”.

La infancia es el futuro que el mundo necesita

Acción por la Música premio Emilio Castelar

“Este reconocimiento nos anima a seguir al servicio de los niños, niñas y familias que nos dan sentido, asumiendo la responsabilidad que supone”, destaca María Guerrero, quien explica que “experimentar los valores de la justicia, la fraternidad y la belleza es la mejor manera de integrarlos en la propia vida y propagarlos para transformar la sociedad. Cada artista que integra las orquestas y coros de Acción por la Música es un agente de cambio con una misión que comienza consigo mismo y su entorno inmediato y ambiciona construir una sociedad más justa”.

Premio Emilio Castelar 2020

En esta décima edición, el doctor y epidemiólogo Fernando Simón ha sido el ganador del Premio Emilio Castelar 2020 por “su compromiso en defensa de la sanidad y la salud pública y su papel fundamental en la lucha contra la covid-19”.

Además de Acción por la Música, a este reconocimiento se suman en diferentes categorías personas extraordinarias como la actriz Inmaculada Cuesta por su compromiso y activismo social, el escritor y poeta Juan Cobos Wilkins en cultura, el  diplomático e hispanista marroquí Boughaleb el Attar por su trayectoria en la generación de puentes entre España y Marruecos,  el fotoperiodista de National Geographic & Gea Photowords Ángel Soto, la Fundación Ecoalf en categoría de Medioambiente por su constante defensa de la Economía Circular y la Sostenibilidad como elementos fundamentales de la actividad empresarial y textil, la periodista Ana María Núñez Milara por su extraordinaria labor profesional de puesta en valor de Europa como proyecto común o  la periodista Ana Bernal Triviño por su compromiso con la igualdad.

La entrega de premios tendrá lugar el próximo 2 de Octubre en el auditorio Caixaforum de Sevilla.

Acción por la Música: ante la adversidad RENACEMOS

Presentación de la nueva imagen de Acción por la Música
Logo Acción por la Música

Nuevo nombre: “Acción por la Música”

Toda acción individual tiene efectos en nuestro entorno, transformándolo. Desde la fundación promovemos este cambio a través del aprendizaje de música.

Por eso, somos ACCIÓN POR LA MÚSICA

Un nombre que responde a la idea de ponernos en boca de todos e impulsar el sentimiento de orgullo y pertenencia a una labor que tiene la capacidad de transformar el mundo.

Nuevo logo: la clave de fa

Siempre se ha dicho que leer una partitura protagonizada por esta clave requiere de mayor esfuerzo y dedicación. Nosotros rompemos los estereotipos que nos limitan y, literalmente, les damos la vuelta. La dificultad es solo un escalón hacia el crecimiento.

Nuestra filosofía: ante la adversidad, crecemos.

Sembramos la semilla de la esperanza en los niños, niñas y jóvenes para que se atrevan a soñar en grande y alcanzar sus metas. Las orquestas, coros y agrupaciones musicales son campo de cultivo donde florecen la confianza, autoestima y compasión.

web Acción por la Música

Nueva web: www.accionporlamusica.es

¿Quieres visitar un ensayo? ¿Conocer nuestros proyectos y programas? ¿Saber más sobre nuestros principios de transparencia y responsabilidad? Pasen y vean. Nuestra puerta siempre está abierta.

Nuestros colores: fucsia y azul cielo

El fucsia y azul cielo representan la pasión por la vida y la confianza necesaria para vivirla con libertad.

Cada uno de nuestros programas tiene personalidad propia y un color que le representa:

Verde turquesa para Haz Que Suene

Las orquestas, coros y ensambles de este programa son espacios de crecimiento y esperanza .

Amarillo para Acción Especial

Los protagonistas de nuestro programa de Acción Especial son oro puro y su luz nos permite ver y valorar lo verdaderamente importante.

Azul para nuestro programa de Voluntariado

Representa la generosidad de cada una de las personas que deciden donar su tiempo y cariño.

Rosa para el Banco de instrumentos

En la base del intenso fucsia que marca la esencia de lo que somos está el rosa, nuestro banco de instrumentos. Sin los instrumentos y todas las personas que están detrás de cada una de las donaciones nada de esto sería posible.

Si también crees que un mundo diferente, más justo, compasivo y solidario es posible, únete a esta transformación social a través de la música.

Apostar por la infancia y juventud es apostar por el futuro.

Acción por la Música
Acción por la música y el futuro que queremos

Seguimos activos: desafíos y aprendizajes de la crisis de la Covid-19

Aprendizajes y desafíos en el confinamiento

Estas semanas desde la fundación hemos vivido muchos desafíos y aprendizajes. También nos ha tocado adaptarnos a las nuevas circunstancias y con el paso de los días, según íbamos descubriendo que la situación iba para largo, hemos adaptado nuestros objetivos y estrategias.

Desde el primer momento, este cambio ha respondido al convencimiento de que ahora, más que nunca, es necesario seguir. Nuestro propósito es generar igualdad de oportunidades y velar por el bienestar de los niños, niñas y jóvenes. Esta es nuestra estrella polar y nuestra razón de ser. El cierre de los colegios y escenarios no puede significar dejar a las familias más aisladas de lo que las tiene el confinamiento y por eso encontrar el camino para seguir cerca de ellas entre tanta incertidumbre es más importante que nunca.

Nuevos desafíos y aprendizajes

Como fundación, adaptarnos a las circunstancias actuales ha sido todo un reto por varios motivos:

  • Nos dedicamos a enseñar música en orquestas y coros, es decir, como parte de un grupo, y este último factor es clave dentro de nuestra metodología.
  • El poder llegar a muchos niños y niñas al mismo tiempo es muy complicado, porque, aunque la enseñanza digital puede funcionar en la educación ordinaria, no funciona tanto para las clases de música por las interferencias que genera el sonido del instrumento y los problemas de conectividad en las clases online.

Por lo tanto, la primera decisión que tomamos cuando se decretó el cierre de las escuelas fue continuar las clases de música de manera individualizada, en formato online, con el alumnado con el que teníamos contacto directo y disponía de los medios para hacerlo.

Con esta nueva metodología surgieron nuevos desafíos y aprendizajes relacionados con:

1. La brecha digital:

No todas las familias tienen los mismos medios y posibilidades de realizar estas clases online, los alumnos han de disponer de un dispositivo desde el que realizar la clase (móvil, portátil…) y de una red de internet que permita mantener una clase fluida.

2. Las condiciones de cada hogar:

No es lo mismo convivir con seis personas en la casa que con dos, tener una habitación para ti en la que poder recibir la clase online a no tenerla, disponer de espacios comunes en el hogar, etc.

3. Las circunstancias familiares:

Tenemos muchas familias que hacen lo que sea necesario por garantizar que el niño o la niña realice la actividad y otras que, por diversas circunstancias, no pueden colaborar tanto. Esto es un trabajo en equipo entre la fundación y las familias, y la flexibilidad y cooperación deben ser mutuas.

4. Otros grandes retos

Por otro lado, el profesorado se ha enfrentado al desafío de cambiar una metodología basada en la enseñanza presencial, que controlan y saben que funciona, y atreverse a innovar. Las preguntas que nos iban surgiendo las hemos respondido con creatividad e inteligencia colectiva, lo que nos ha unido mucho más como equipo.

Que siga la música

Desafíos y aprendizajes Acción por la Música

Tras las primeras semanas, para poder llegar a todas las familias con los recursos disponibles, volvimos a la modalidad de aprendizaje colectivo creando nuevos canales de comunicación para cada nivel. En el caso de las orquestas y coros del programa Haz Que Suene realizamos actividades semanales interactivas de lenguaje musical a través de una aplicación. En nuestro programa de educación especial, se envían desafíos semanales que ponen a prueba la creatividad de los y las jóvenes en distintas disciplinas artísticas cuyos resultados nos tienen que mostrar mediante vídeos. Una metodología similar se utiliza con las agrupaciones de percusión. Por su parte, los coros siguen ensayando intercambiando audios y partituras.

Desafíos y aprendizajes Acción por la Música

Cambio de prioridades

Se ha realizado una labor de investigación para detectar y ajustarnos a las necesidades de las familias. Todo el equipo contactó a las más de 350 familias beneficiarias de nuestros programas con tres objetivos:

  1. Conocer cómo se encontraban y si tenían alguna necesidad que pudiésemos ayudar a solventar.
  2. Conocer si cuentan con un dispositivo móvil para realizar las actividades semanales que podemos ofrecerles.
  3. Solicitarles autorización para incluirles en los nuevos canales de comunicación.

Desde la dirección, los esfuerzos se han concentrado en reorganizar las prioridades de la fundación.

Las áreas se han difuminado un poco para trabajar en un objetivo común: ayudar a solventar las principales necesidades de las familias originadas a raíz de la crisis del coronavirus y ofrecerles diferentes tipos de recursos que puedan aliviar su situación (ayuda de alimentación, atención psicológica, apoyo escolar, asesoramiento legal y ayudas en materia de violencia de género, entre otras).

El equipo psicosocial ha trabajado desde el primer día en coordinación con el tejido social y público de la Comunidad de Madrid, especialmente en el distrito de Tetuán, para garantizar el bienestar de todas las familias. Ahora, más que nunca, tenemos que estar ahí para ellas y la fundación es, en muchos casos, la única puerta que conocen a la que pueden llamar en caso de que necesiten apoyo.

El manejo de la frustración

Uno de los principales retos del equipo ha sido manejar la frustración generada por propias limitaciones. Hemos mantenido conversaciones con muchas familias cuya situación es realmente alarmante y aunque quisiéramos hacer mucho más o acelerar algunos procesos, hay aspectos que simplemente no están en nuestras manos. Para contribuir a paliar los efectos de esta situación, se ha fortalecido el área psicosocial, ofreciendo apoyo a todas aquellas familias que lo necesiten y derivándolas a otros recursos de la red.

Algunos datos que reflejan la gravedad de la situación. Solo en el mes de marzo:

  1. Las peticiones de apoyo psicosocial aumentaron un 700%.
  2. Se han realizado 63 derivaciones de casos.

A nivel interno, hemos reajustados los recursos disponibles a los programas de la fundación sabiendo que algunos objetivos pedagógicos planteados inicialmente no vamos a poder lograrlos. También nos hemos visto obligados a reducir costes para prevenir las consecuencias de una crisis que ya nos está golpeando.

Tiempo para la esperanza

A pesar de las dificultades, esta crisis también nos está llenando de esperanza. Hemos visto cómo la solidaridad se ha multiplicado y hemos sido testigos de una enorme implicación social. La cooperación y el trabajo en red cobran más sentido y emergen como respuesta a los problemas colectivos.

Las familias han sido nuestro mayor referente de solidaridad y resiliencia. Muchas de ellas, aun no estando pasando por un buen momento, renuncian a algunas de las ayudas que les hemos ofrecido (como por ejemplo, apoyo escolar o alimentación) para que otras familias con mayor necesidad puedan beneficiarse de ellas.

Juntos podremos lograr no solo vencer al virus, sino también frenar sus consecuencias sociales. Para ello es necesario reforzar el sector social y considerar a todas las entidades. Y esta es la fase en la que nos encontramos en la actualidad. Buscamos apoyos para ejecutar un proyecto que hemos diseñado en colaboración con el proceso de desarrollo comunitario de Tetuán, el movimiento 15díaspara y otras entidades educativas como EscueLab y FACTORY -MATTERS, para cerrar la brecha educativa y digital en Tetuán. El trabajo colaborativo entre la administración pública, privada, el sector social y la sociedad civil, son la clave del éxito para hacerlo replicable en otros distritos de Madrid.

Que lo urgente no impida lo importante

Desafíos y aprendizajes en Acción por la Música

Para finalizar, una reflexión: garantizar que todas las personas, especialmente los niños y niñas, puedan satisfacer sus necesidades de afiliación (pertenencia), reconocimiento y autorrealización, marca la diferencia. Les permite romper con la barrera de la desigualdad desde dentro, haciendo uso de sus propias capacidades, y construir un futuro de más oportunidades y con mayor justicia social.

Es urgente atender las necesidades básicas de las personas pero no puede ser a costa del resto de necesidades, indispensables para lograr un empoderamiento individual y comunitario. En este sentido, reivindicamos la importancia de la cultura en la sociedad como vehículo de esperanza y valores humanos, así como la inversión en este sector. Una vez más, la música y el arte están demostrando ser fundamentales para sobrellevar y superar los momentos más difíciles.

Suspensión de clases de música hasta nuevo aviso

coronavirus

Estimadas familias,

Siguiendo las directrices aprobadas por la Comunidad de Madrid, el Ministerio de Sanidad y la Organización Mundial de la Salud (OMS) en referencia al coronavirus (Cobid-19) se cancela la actividad de música desde mañana 11 de marzo hasta que se retomen con normalidad las clases en los colegios. Cuando esto ocurra, les informaremos mediante una circular del día en el que se retomará la actividad con el horario habitual.

Nuestra principal prioridad es la salud, seguridad y bienestar de los niños, niñas y jóvenes participantes en las actividades de la fundación. Para cualquier aclaración, por favor, contacten directamente con la dirección de su centro escolar o escríbanos a info@fasm.es.

Agradecemos de antemano su colaboración y les enviamos un fuerte abrazo.

El equipo de Acción Social por la Música

“Ha sido crucial la apertura a colectivos con desarrollo típico para que la inclusión fuera real”

programa Educación Especial de Acción Social por la Música

Blanca Guillén, coordinadora del programa musical de Educación Especial ‘Aula Social’, explica la evolución del proyecto

El programa musical de Educación Especial que la Fundación de Acción Social por la Música lleva a cabo en el Aula Social del Teatro Real de Madrid (España), nació en septiembre de 2015. Su origen fue propulsado por un taller intensivo ofrecido por un equipo de profesionales del Programa de Educación Especial de ‘El Sistema de coros  y orquestas’ de Venezuela.

A este encuentro se invitó a participar a la Federación de Autismo de Madrid, Fundación Down Madrid, Fundación ANAR, Fundación de Víctimas de Terrorismo, Federación Española de Padres de Niños con Cáncer y Ayuda en Acción, entendiendo que la inclusión de dichos colectivos podría mejorar con este programa dentro del Teatro Real.

Tocando y cantando juntos

Concierto del Aula Social en el Teatro Real

Tras este encuentro nace el Aula Social, un programa musical de Educación Especial en el que se abordan las disciplinas instrumental, vocal y de movimiento.

En 2019 se decide mantener la orquesta y el coro. Para ello, creamos una orquesta clásica de cuerda, abordando el movimiento de manera transversal a todo el trabajo. A lo largo de estos años, los participantes han pasado de tocar instrumentos de pequeña percusión y láminas, a instrumentos de cartón (simulando violines, violas, etc.), hasta que llegaron los medios económicos para tocar con instrumentos de madera. Los niños y niñas de la Camerata Tetuán fueron los encargados de enseñar por primera vez los instrumentos de cuerda a los integrantes del Aula Social. En ese encuentro también pudimos experimentar la emoción de Saúl, un niño de 10 años con autismo, al dirigir la orquesta. Un momento mágico que supuso un punto de inflexión en el desarrollo del programa.

Hasta la fecha, más de 100 niños y niñas con diferentes diagnósticos -TEA, TDAH, Síndrome de Down, niños en procesos oncológicos, discapacidad intelectual, síndrome de Williams, víctimas del terrorismo y de violencia, entre otros- han participado o participan de manera activa, juntos con otros de desarrollo típico, en este proyecto.

Inclusión real

La apertura a colectivos con desarrollo típico para que la inclusión fuera real ha sido crucial. Es fundamental que niños, niñas y jóvenes con diferentes características canten y toquen juntos, asistiendo a ambos grupos de manera igualitaria. Esa formación hemos notado que ayuda mucho al desarrollo holístico y facilita tanto los ensayos como los conciertos.

Aula Social y Camerata Tetuán tocan juntos en el concierto Auditorio Nacional

Otros grandes momentos que nos han demostrado estar en el buen camino han sido los conciertos ‘Inclusión Real’ en el Teatro Real, el concierto comunitario ‘Haz Que Suene la plaza’ y el concierto ‘Música Que Transforma’ del Auditorio Nacional. En ellos, las orquestas de Tetuán y el Aula Social demostraron al tocar y cantar juntos el increíble poder de inclusión de la música. Además, algunos de los integrantes del Aula Social se pusieron al frente de la orquesta para dirigirla irradiando fuerza y liderazgo.

Superación, libertad y apertura de espíritu

Nuestro objetivo general es desarrollar la práctica musical colectiva al más alto nivel de que son capaces nuestros participantes. El público siempre se sorprende al escuchar a nuestros estudiantes realizar un repertorio que es hermoso, reconocible y posible de interpretar.

Internamente, buscamos brindarles la oportunidad de colaborar con otras personas en un espacio seguro de libertad, superación personal y apertura de espíritu. Hemos descubierto que la clave del éxito en este trabajo es centrarse en sus cualidades y potencial, no tanto en sus limitaciones. En definitiva, se trata de escuchar, interesarse en ellos como personas y obtener lo mejor que tienen para ofrecer a los demás.

De esta manera, estamos construyendo conjuntamente el “Aula Social”.

Programa Educación Especial de Acción Social por la Música

Más que marcas, motores de cambio

más que una marca

La Música es un camino para un mejor futuro

¿Mi experiencia?, ¿Cómo llegué aquí?, ¿Fue el azar?… A pesar de que no creo en las casualidades, me encontraba en la búsqueda de hacer algo que me llenara personal y profesionalmente, que me permitiera mostrar que detrás de las comunicaciones y de las marcas hay más que beneficios y rentabilidad. Y lo conseguí: se llama El Sistema.

Entré a trabajar con El Sistema Nacional de Orquestas de Venezuela con la idea de realizar una campaña que los ayudara a recoger fondos y, en el camino, me di cuenta que más que una campaña había que darle un giro a la marca, un giro que les permitiera mostrar de cara al mundo la fuerza que ella tiene.  El trabajo se hizo y entendí que esta no es una marca cualquiera, esta es un motor en constante movimiento que transforma vidas a través de la música y que permite hacer de la sociedad un lugar mejor.

Tuve la oportunidad de entrar en ella, de conocerla, ver su poder y contribuir para reforzarla, para que continúe adelante.  Ahora, lo que nunca imaginé es que mi trabajo no terminaría ahí, que iba nuevamente a encontrármela desde otra perspectiva, en otro lugar e inclusive con otro nombre, Acción Social por la Música, pero con el mismo fin: ser generadores de cambio, de cambio de vidas.  

El poder transformador que tienen estas dos marcas va a más allá de los niños y familias que tocan directamente. Sus poderes me han mostrado una nueva perspectiva de mi persona, aflorando una sensibilidad, tolerancia y una nueva forma de aplicar las comunicaciones que no conocía. 

Hoy y todos los días me levanto a trabajar convencida de que mi aporte, ayuda a un niño a tener un camino claro por el cual transitar, con dignidad y haciendo el bien a los demás. Son las comunicaciones las que abren los canales para que todo el trabajo de aprendizaje musical, orientación psicosocial y los valores que se les inculcan, lleguen de manera efectiva y les ayuden a interiorizar, que siempre se puede ser mejor persona.

El Sistema y Acción Social por la Música son marcas que enaltecen el espíritu, mejoran las relaciones humanas y afianzan tu razón de ser en la sociedad.  Son marcas bidireccionales, donde trabajas para ellas y ellas trabajan por ti.

AGENDA CONCIERTOS NAVIDEÑOS

Ya podéis consultar la AGENDA DE CONCIERTOS NAVIDEÑOS de ACCIÓN SOCIAL POR LA MÚSICA:

10 de diciembre – Sinfonía por un Mundo Mejor – UNESCO Getafe – Madrid

sinfonía por un mundo mejor
  • Cuándo: Martes 10 de Diciembre
  • Dónde: Teatro Federico García Lorca, GETAFE ; Calle Ramón y Cajal 22
  • Hora: 19h
  • Puedes comprar tu entrada en el Teatro Federico García Lorca.

El Centro UNESCO Getafe-Madrid, con la colaboración del Ayuntamiento de Getafe y la Fundación Acción Social para la Música hemos organizado el concierto “Sinfonía por un Mundo Mejor” del compositor Juan Antonio Simarro, interpretada por la Orquesta Cruz Díez y dirigida por Manuel Jurado, junto al coro infantil Sinan Kay, al Coro de la Universidad Politécnica de Madrid y la colaboración de Acción Social por la Música.

12 de diciembre – Músicos con UNICEF

Músicos con UNICEF
  • Cuándo: Jueves 14 de Diciembre
  • Dónde: Auditorio Nacional
  • Hora: 19.30h
  • Compra tu entrada en este enlace.

Es un verdadero lujo y honor ser invitados a formar parte del concierto Músicos con UNICEF, en el Auditorio Nacional, una iniciativa liderada por la reconocida violinista Leticia Moreno, cuyo objetivo es promover las actividades culturales en beneficio de la infancia.

Una ocasión de oro en el que la Camerata Tetuán, agrupación de nivel más avanzado de Acción Social por la Música, comparte cartel y escenario con artistas de gran renombre e importancia en España y en el mundo.

Presentado por Lucas Vidal, subirán al escenario Helena Poggio, Claudio Constantini, Edith Peña, Alexei Volodin y Vladimir Kulenovic. El programa consiste en ‘Adiós Nonino’ de Astor Piazzola, con Manuel Blanco, Claudio Constantini y Leticia Moreno; la Bachiana brasileira n.5, aria 6, interpretada por Ainhoa Arteta, Helena Poggio, y Claudio Constantini; Las Paganini Variations de Lutoslawsky. Con Edith Peá y Alexei Volodin; ‘El amor y la muerte’ de Enrique Granados, con Arcángel y Rosa Torres Pardo; Las Cuatro Estaciones de Vivaldi, interpretada por Leticia MorenoVladimir Kulenovic y Helena Poggio con el conjunto Madrid Soloist; y Merengue y ritmos Ciganos por la Orquesta de Acción Social por la Música.

Es para nosotros un gran orgullo ser parte de este concierto, no sólo porque estaremos ayudando a los niños y niñas de UNICEF, sino porque nuestros jóvenes músicos tendrán la oportunidad de conocer y aprender de grandes artistas e intérpretes, reconocidos a nivel mundial. 

¡¡La semana que viene actualizaremos este listado con más conciertos!!

Comunicado de disculpa y rectificación

Recientemente invitamos a algunas de las familias beneficiarias de Acción Social por la Música a formar parte de una acción de comunicación que, en su resultado final, ha tenido un tratamiento informativo que ha ofendido a las familias. Nada nos puede doler más que la ofensa a las familias y a los niños con los que trabajamos día a día porque ellos son nuestra razón de ser. Para nosotros supone un error que vamos a garantizar que no vuelva a repetirse. Asumimos nuestra responsabilidad en los antecedentes de este tratamiento informativo y lamentamos no haber podido garantizar un resultado final satisfactorio. Consideramos erróneo presentar a los menores como “miembros de familias en riesgo de exclusión social“. Este tratamiento etiqueta a personas y, en la medida en que lo hace, no es aceptable, menos aún en un contexto de empoderamiento y construcción de futuro como el que propone Acción Social por la Música. Nuestros programas se dirigen a potenciar la inclusión social y la igualdad de oportunidades, razón por la cual se proponen como actividades abiertas y gratuitas, sin filtros de ningún tipo, que ofrecen a los niños y niñas oportunidades de superación y crecimiento independientemente de sus circunstancias y con una opción preferencial por los más vulnerables.

Por este motivo, queremos transmitir públicamente nuestras más sinceras disculpas y reafirmar nuestro compromiso por trabajar en que no vuelva a ocurrir.

María Guerrero y el equipo de Acción Social por la Música

Para ejercer sus derechos de rectificación, oposición y cancelación, puede dirigirse a info@fasm.es

Tocar y luchar

Tocar y luchar

En la semana del Día Internacional de la Infancia y el Día Internacional de la Música nos vienen a la cabeza tres palabras que ya han transformado la vida de miles de niños y niñas en todo el mundo: TOCAR Y LUCHAR.

Este es el lema de El Sistema de orquestas y coros infantiles y jueveniles, metodología creada hace 44 años por el Maestro José Antonio Abreu. Una obra que le valió el Premio Príncipe de Asturias de las Artes en 2009 y el nombramiento de Embajador de la UNESCO.

“Tocar y luchar” es, además, el pilar que guía y da sentido a nuestra misión: luchar por una vida mejor para todos los niños y niñas en España poniendo un instrumento en sus manos.

Tocar y Luchar

¿Por qué poniendo un instrumento en sus manos?

Porque juntos hacen MUCHO MÁS QUE MÚSICA. Son ORQUESTA. Son FAMILIA. Son GUERREROS que luchan contra un futuro que parece determinado por una estadística que dicta que, en un país en donde 1 de cada 3 niños y niñas está en riesgo de exclusión social, la pobreza es hereditaria en un 80% de los casos.

En la orquesta, juntos mejoran sus capacidades intelectuales y académicas, en su comportamiento y autoestima; y juntos experimentan que son capaces de tener éxito en lo que se propongan, transformando la cultura del fracaso en una experiencia de superación continua. Sus familias han mejorado sus expectativas sociolaborales. Muchos han dejado la calle para centrarse en sus estudios y están sobresaliendo por su excelencia.

Esta semana reivindicamos justicia, acciones, unión e igualdad. Pero también celebramos que el sonido de esta lucha es cada vez es más fuerte. Ya suena en más de 50 países en todo el mundo. Y tiene voz propia en España y Madrid, donde tanto desde Acción Social por la Música como desde otros proyectos músico sociales estamos cambiando la vida de más de mil niños y niñas en todo el país.

El primer paso para transformar tu vida es creer en tu futuro. Permitamos a la infancia creer en el suyo poniendo un instrumento en sus manos.

Por nuestra parte, seguiremos con nuestro firme compromiso de hacer lo que mejor sabemos:

¡Tocar y luchar!

Tocar y Luchar